Natseret

Dedicado A La Difusión De La Vida Y Las Enseñanzas Del Maestro Yahoshúa De Natséret

  • ¡YHWH Solamente!

    YHWH/EJAD


    Shemá Yisrael

    4.- "Oye, Yisrael: YHWH es nuestro Elohim, YHWH solamente.

    5.- Amarás a YHWH tu Elohim con todo tu corazón y con todo tu ser y con todas tus fuerzas.

    6.- Grábate en la mente estas intrucciones que te encargo hoy.

    7.- Incúlcaselas a tus hijos. Recítalas cuando estés en tu casa y cuando estés de viaje, cuando te acuestes y cuando te levantes.

    8.- átalas como señal en tu mano y que te sirvan de símbolo en tu frente;

    9.- escríbelas en la jambas de tus casas y en tus portones.

    (Devarim/Deuteronomio 6:4-9)

    [Versión Israelita Nazarena]

    reglaA

    _

  • Las Dos Casas


    Las Dos Varas De Yisrael

    15.- Entonces me llegó la palabra de YHWH, diciendo:

    16.- “Tú, hijo de hombre, toma una vara y escribe sobre ella: ‘Para Yahudah y los hijos de Yisrael, sus compañeros’. Toma después otra vara y escribe sobre ella: ‘Para Yosef (vara de Efráyim) y toda la Casa de Yisrael, sus compañeros’.

    17.- Luego únelas, una con otra, para que sean una sola; y serán una sola en tu mano.

    18.- Y cuando los hijos de tu pueblo te pregunten: ‘¿No nos enseñarás qué significan para ti estas cosas?’,

    19.- les dirás que así ha dicho Adonay YHWH: ‘Miren, yo tomo la vara de Yosef (que está en la mano de Efráyim) y las tribus de Yisrael, sus compañeros, y la pondré junto con la vara de Yahudah. Los haré una sola vara, y serán una sola en mi mano’.

    (Yejezqel/Ezequiel 37:15-28)

    [Versión Israelita Nazarena]

    regla

    _

  • Medinat Yisrael

  • “Orad Por La Paz”

    tefilah

  • Ciclo Lunar

  • Estadísticas

    • 82,072 visitas
  • Desde…

    free counters
  • Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a otros 88 seguidores

  • Videos

  • RSS TeleSURtv

    • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
  • RSS Noti-Hebreos.net

    • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
  • RSS es.israel.org

    • Ha ocurrido un error; probablemente el feed está caído. Inténtalo de nuevo más tarde.
  • Suscríbete

El Caso De La Tumba Vacía

Posted by TzephanYAH GavriEL Ben Leví en diciembre 17, 2008

Introducción A La Fe Nazarena

El Caso De La Tumba Vacía

Por John Fischer

Sepultura de Yahoshúa

Los testigos de los sucesos que se relatan en el Nuevo Testamento conocían muy bien las circunstancias de la muerte de Yahoshúa. Su cuerpo, de acuerdo con la costumbre israelita de sepultura, fue envuelto en una sábana de lino. Como 100 libras de especias aromáticas mezcladas para formar una sustancia gomosa se le aplicaron a la envoltura que contendría su cuerpo.

Después de poner el cuerpo en una tumba labrada en la roca sólida, una rueda de roca extremadamente pesada fue rodada contra la entrada de la tumba. Grandes piedras que pesaban alrededor de dos toneladas eran normalmente rodadas (por medio de palancas) contra la entrada de la tumba.

Una guardia romana de combatientes estrictamente disciplinados fueron emplazados allí para guardar la tumba. El temor al castigo “producía inmaculada atención al deber, especialmente en las vigilias de la noche”.

Aquella guardia romana fijó en la tumba el sello romano, señal de la autoridad y el poder romanos. El sello romano que se puso allí tenía el propósito de evitar que se vandalizara el sepulcro. Cualquiera que tratara de remover la piedra de la entrada de la tumba habría roto el sello e incurrido así en la ira de la ley romana.

La Tumba Vacía

Pero la tumba estaba vacía. Los seguidores de Yahoshúa dijeron que él había resucitado de los muertos. Informaron que él se les había aparecido durante un período de 40 días, mostrándose a ellos por muchas “pruebas infalibles”. El apóstol Pablo relata que Yahoshúa se apareció a más de 500 de sus seguidores en una ocasión, la mayoría de los cuales estaban aún vivos y podían confirmar lo que escribió Pablo.

La tumba vacía era “demasiado notoria como para ser negada”. Pablo Althus afirma que la resurrección “no se hubiera podido mantener en Jerusalem por un solo día, por una sola hora, si la vaciedad de la tumba no se hubiera establecido como un hecho para todos los concernidos”.

Las teorías presentadas para explicar las resurrección por causas naturales son muy débiles; en realidad ayudan a edificar la confianza en la verdad de la resurrección.

La Tumba Equivocada

Una teoría propuesta por Kirsopp Lake asume que las mujeres que informaron el cuerpo desaparecido fueron por error a la tumba equivocada. Si fue así, entonces los discípulos que fueron a cotejar el informe de las mujeres tienen que haber ido también a una tumba equivocada. Sin embargo, podemos estar seguros de que las autoridades israelitas, que pidieron que se pusiera una guardia romana en la tumba para evitar que se robaran el cuerpo, no se habrían podido equivocar en cuanto a la localización, no la guardia romana, ¡porque ellos estaban allí!

Si este fuera el caso, las autoridades israelitas no hubieran perdido tiempo alguno en presentar el cuerpo sacado de la tumba apropiada, apagando así para siempre el rumor de una resurrección.

Otro intento de explicación reclama que las apariciones de Yahoshúa después de la resurrección fueron ilusiones o alucinaciones. Sin base de los principios psicológicos que gobiernan la apariencias de alucinaciones, esta teoría no coincide con la situación histórica. Otra vez: ¿Dónde estaba el verdadero cuerpo, y por qué no lo exhibieron?

La Teoría Del Desmayo

Popularizada por Venturini hace varios siglos y citada a menudo hoy día, la teoría del desmayo dice que Yahoshúa no murió realmente; simplemente se desmayó por el cansancio y la pérdida de sangre. Todos lo creyeron muerto, pero más tarde él fue despertado y los discípulos creyeron que había sido una resurrección.

El escéptico David Freidrich Strauss -un no creyente en la resurrección- le dio el golpe mortal a cualquier idea de que Yahoshúa revivió de un desmayo:

“Es imposible que un ser que ha sido robado medio muerto del sepulcro, que se arrastraba débil y enfermo, necesitado de tratamiento médico, que requería vendajes, fortalecimiento e indulgencia, y que aún al fin cedía a sus sufrimientos, le hubiera podido dar a los discípulos la impresión de que era un Conquistador de la muerte y el sepulcro, el Príncipe de la Vida, impresión que yacía al fondo de su futuro ministerio. Una resucitación así solamente habría debilitado la impresión que él había hecho en ellos en vida y muerte, a lo más podía haberle dado una voz mortuoria, pero por ninguna posibilidad habría podido cambiar su tristeza en entusiasmo, y elevado su reverencia en adoración”. (The Life of Yahoshúa for the People, p. 412).

El Complot de la Pascua, de Hugh Schoenfield, da una versión moderna de la teoría del desmayo.

¿El Cuerpo Robado?

Ahora considere la teoría de que el cuerpo fue robado por los discípulos mientras la guardia dormía. La descripción y la cobardía de los discípulos provee un argumento fuerte contra el hecho de que fueran tan valientes y atrevidos como para enfrentarse a un grupo de soldados en la tumba y robarse el cuerpo. No estaban en el humor de hacer nada como eso.

J.N.D. Anderson ha sido Decano de la facultad de derecho en la Universidad de Londres, presidente del departamento de ley Oriental en la escuela de Estudios Orientales y Africanos, y director del Instituto de Estudios Legales Avanzados en la Universidad de Londres. Comentando sobre la proposición de que los discípulos de Yahoshúa se robaron el cuerpo, él dice:

“Esto suena totalmente contrario a todo lo que sabemos de ellos: su enseñanza ética, la calidad de sus vidas, su firmeza en el sufrimiento y la persecución. Tampoco comenzaría a explicar la dramática transformación de ellos, de escapistas pusilánimes y desanimados a testigos que ninguna oposición podía acallar”. (Christianity: The Witness of History, p. 92).

La teoría de que las autoridades israelitas o romanas mudaron el cuerpo de Yahoshúa no es una explicación más razonable para la tumba vacía que la que dice que fue robado por los discípulos. Si las autoridades tenían el cuerpo en posesión o sabían dónde estaba, ¿por qué entonces no explicaron: ‘¡Esperen! Nosotros mudamos el cuerpo -Yahoshúa no resucitó del sepulcro”?

Y si tal objeción fallaba, ¿por qué ellos no explicaron exactamente dónde pusieron su cuerpo? Si esto fallaba, ¿por qué ellos no recobraron el cuerpo, lo pusieron en un carro, y lo recorrieron por el centro de Jerusalem? Tal acción habría destruido el mensaje de la resurrección -¡no en la cuna sino el vientre!

El Dr. John Warwick Montgomery explica además; “No es algo creíble que los primeros… (seguidores de Yahoshúa) hubieran podido fabricar semejante cuento y luego predicarlo entre aquellos que fácilmente habrían podido refutarlo simplemente por medio de exhibir el cuerpo”. (History and Christianity, p35).

El profesor Thomas Arnlod, por 14 años el director de Rugby, autor de la famosa Historia de Roma, en tres volúmenes, y nombrado a la cátedra de Historia Moderna en Oxford, estaba bien relacionado con los valores de la evidencia al determinar hechos históricos.

Este gran erudito dijo: “He sido usado por muchos años para estudiar las historias de otros tiempos, y para examinar y pesar la evidencia de los que han escrito sobre ellos y no conozco de un solo hecho en la historia de la humanidad que haya sido probado por evidencias mejores y más plenas, de todas clases, para el entendimiento de un inquiridor justo, que la gran señal que nos ha dado Elohim de que… (Yahoshúa) murió y se levantó otra vez de la muerte”. (Seemos on the christian Life, p. 324).

Brooke Foss Westcott (1825-1901), un erudito inglés dijo: “Tomando toda la evidencia junta, no es demasiado decir que no hay ningún incidente histórico mejor y más variadamente apoyado que la resurrección. Nada sino la presunción antecedente de que tiene que haber sido falsa pudiera haber sugerido la idea de deficiencia en la prueba de ella”. (Know why you Believe. P. 70).

El Dr. Paul L. Maier, profesor de historia antigua en la Universidad Occidental de Míchigan, concluye que: “Si se pesa cuidadosa y justamente toda la evidencia, es ciertamente justificable, según los cánones de investigación histórica, concluir que la tumba en la que Yahoshúa fue sepultado estaba en realidad vacía en la mañana de aquel domingo. Y ni una pizca de evidencia se ha descubierto aún en las fuentes literarias, la epigrafía o la arqueología, que desapruebe esta afirmación”. (Independent, Press Telegram, April 21, 1973, p. A-10).

Vidas Cambiadas

Pero el testimonio más elocuente de todos tiene que ser el de las vidas de aquellos primeros discípulos. Tenemos que preguntarnos: ¿Qué los hizo ir por todas partes anunciando el mensaje del Mesías resucitado?

Si hubiera habido algún beneficio visible para ellos de sus esfuerzos -tales como prestigio, riqueza, estatus social aumentado o beneficios materiales- podríamos lógicamente tratar de explicar sus acciones, por su fiel y total fidelidad a su “Mesías resucitado”.

Como recompensa por sus esfuerzos, sin embargo, aquellos primeros discípulos fueron golpeados, apedreados hasta la muerte, echados a los leones, torturados, crucificados -todo método concebible se usó para evitar que aquellos hombres hablaran.

Sin embargo, ellos eran los más pacíficos hombres, que no forzaban sus creencias a nadie, sino que ciertamente pusieron sus vidas como la última prueba de su completa confianza en la verdad de su mensaje.

Un creyente en Yahoshúa hoy día puede tener completa confianza, como la tuvieron aquellos primeros discípulos, de que su fe se basa, no en una leyenda, sino en el sólido hecho histórico del Mesías resucitado y la tumba vacía. Más importante que nada, el creyente individual puede experimentar el poder del Mesías resucitado en su vida hoy. Primero que nada, puede saber que sus pecados han sido perdonados, (I Corintios 15:3). Segundo, puede tener la seguridad de la vida eterna y de su propia resurrección de la tumba (I Corintios 15:19-26). Tercero, Puede ser librado de una vida vacía y sin significado y ser transformado en una nueva criatura en Yahoshúa, (Juan 10:10; II Corintios 5:17).

¿Cuál será su evaluación y decisión? ¿Qué piensa usted de la tumba vacía?

_

Sorry, the comment form is closed at this time.

 
A %d blogueros les gusta esto: